¿Qué es la Factura Electrónica Europea?
Se trata de un formato de factura electrónica que los estados miembros de la Unión Europea han aprobado como estándar para poder intercambiar este tipo de documento entre las entidades, tanto públicas como privadas europeas.

La factura electrónica tiene la misma validez fiscal y jurídica que la emitida en papel ya que está firmada electrónicamente con un proceso reconocido por la agencia tributaria pertinente.
Factura electrónica obligatoria con las Administraciones públicas (B2G) Factura electrónica voluntaria con las Administraciones públicas Factura electrónica en proceso de desarrollo
Los Estados miembros de la Unión Europea, estarán obligados a aceptar facturas electrónicas en sus contrataciones públicas según la Directiva 2014/55/UE del Parlamento Europeo. La fecha clave para las administraciones centrales es el 27 de noviembre de 2018 mientras que las administraciones territoriales tienen un año más de plazo: 27 de noviembre de 2019.